Almodóvar del Campo revive durante la semana entrante la histórica proclamación como doctor de la Iglesia del santo paisano Juan de Ávila ::  Cartel Aniversario Doctorado “Nos, vota plurimorum Fratrum in Episcopatu multorumque christifidelium totius orbis explentes, de Congregationis de Causis Sanctorum consulto, certa scientia ac matura deliberatione, deque apostolicae potestatis plenitudine, Sanctum Ioannem de Avila, presbyterum dioecesanum, […] Ecclesiae Universalis doctor declaramus. In nomine Patris et Filii et Spiritus Sancti. Amen”.

Este lunes, en torno a las diez de la mañana, se cumplirá un año justo de la lectura de esta fórmula en latín por la que el santo padre Benedicto XVI proclamaba nuevo doctor de la Iglesia universal al santo Juan de Ávila. Su tierra natal, Almodóvar del Campo, no es ajena a tan magno acontecimiento y, en el marco del año jubilar que actualmente acoge gracias a la concesión del hoy Papa emérito, en la semana entrante va a celebrar diversos acontecimientos conmemorativos organizados por la Parroquia y la Hermandad de los Santos.

Y es que, como refiere la presidenta de la Hermandad de los Santos, Paqui Hipólito, “llegadas estas fechas queremos revivir aquella histórica proclamación, en un año muy significativo por lo que está suponiendo para nosotros conocer mucho más en profundidad su figura y su doctrina”. Hipólito, que tuvo el honor de participar en la ceremonia oficiada por Benedicto XVI en representación de toda la localidad, mantiene vivo el recuerdo “con mucho afecto y cariño”, con el orgullo que supone ser paisano de san Juan de Ávila.

Almodóvar del Campo revive durante la semana entrante la histórica proclamación como doctor de la Iglesia del santo paisano Juan de Ávila :: Jubileo Sacerdotal de la Provincia Eclesiástica de Toledo Por eso, su localidad natal inicia este lunes 7 de octubre de 2013 unas fechas entrañables que se inician con el jubileo sacerdotal de toda la provincia eclesiástica de Toledo, que comprende las diócesis de Toledo, Sigüenza-Guadalajara, Cuenca, Albacete y Ciudad Real.

Además de numerosos sacerdotes de las cinco diócesis, “cientos de curas” según adelantaba ya este viernes en Almodóvar del Campo el obispo de Ciudad Real, Antonio Algora, han confirmado su asistencia los otros cuatro obispos de Castilla-La Mancha: Braulio Rodríguez Plaza, arzobispo de Toledo; Atilano Rodríguez Martínez, obispo de Sigüenza-Guadalajara; José María Yanguas Sanz, obispo de Cuenca; Ciriaco Benavente Mateos, obispo de Albacete; y propio anfitrión. Además, participará del jubileo Ángel Fernández Collado, obispo auxiliar de Toledo.

El encuentro comenzará a las 11,00 horas en la iglesia del Carmen, desde donde los sacerdotes visitarán distintas sedes jubilares, rezando las oraciones propuestas en el jubileo y, especialmente, en la cueva de las penitencias, en la que san Juan de Ávila discernió durante años su vocación, por lo que tiene especial relevancia para los sacerdotes. Y a la una de la tarde se celebrará la eucaristía con todos los sacerdotes participantes y con los obispos, culminando una jornada de encuentro sacerdotal que concluirá con un almuerzo.

La jornada siguiente, martes día 8, estará cargada de emotividad y simbolismo. Ese día, como es tradicional, los almodovareños honran a santa Brígida en el día de su celebración conforme al santoral. Cada año se celebra en su ermita, sita en lo alto del cerro que lleva su nombre, una misa en su honor que, en esta ocasión, tendrá como particular la presencia de la imagen de san Juan de Ávila.

Como es sabido, la madre de Juan Ávila Gijón hizo en vida penitencia hasta este pequeño templo para que su titular, a la que siempre se le ha atribuido gracia para interceder a favor de la maternidad, hiciese lo propio dado que la familia no lograba tener descendencia. Finalmente vendría a la vida terrena el que hoy es cuarto doctor español para los creyentes católicos.

La cita eucarística está programada para las cinco de la tarde.

Por último, esta programación conmemorativa se completará el jueves día 10 a partir de las seis y media de la tarde en el templo parroquial de Nuestra Señora de la Asunción. Allí tendrá lugar una charla-coloquio sobre la misericordia de Dios según el ‘Tratado del amor de Dios’ de san Juan de Ávila. Para ello se contará con la participación de una eminencia en estas lides, monseñor Juan Esquerra Bifet, profesor de la Facultad Teológica de Burgos y especialista en espiritualidad.

Con vistas a que los presentes puedan profundizar en lo que aquí se expondrá, la Hermandad de san Juan de Ávila y san Juan Bautista de la Concepción ha elaborado unos sencillos cuadernillos que recogen en su integridad este texto avilista que forma parte de su ‘Audi Filia’ y que está siendo recogido en los días previos tanto en el local existente en la Plaza Mayor, como en la capilla del otro santo almodovareño en donde se pone fin a las rutas jubilares.

Jubileo en Montilla

Almodóvar del Campo revive durante la semana entrante la histórica proclamación como doctor de la Iglesia del santo paisano Juan de Ávila :: La delegación almodovareña, en la basílica de la Encarnación, donde reposan los restos del santo doctor Todo ello se sucederá apenas una semana después del viaje jubilar que Parroquia y Hermandad desarrollaron en la localidad cordobesa de Montilla, donde reposan los restos del santo doctor y donde, conforme a la tradición cristiana, se dice que nació san Juan de Ávila a los cielos.

Participaron 56 personas, entre ellas los sacerdotes de Almodóvar del Campo, Juan Carlos Torres, actual párroco y el emérito Leopoldo Lozano. Hipólito apunta que la recepción por parte de los montillanos resultó “muy atenta” y, dado que la población ciudadrealeña también tiene muy a gala la condición de almodovareño del santo reformador de la Orden Trinitaria, Juan Bautista de la Concepción, se le regalaría a José Almedina y Carlos Jesús Gallardo, rector y vicerrector respectivamente del santuario de Montilla, el libro ‘Dichos de amor en lenguaje popular’, editado en la localidad manchega con la colaboración de muchos parroquianos. Un presente que hace palpable el deseo “de que los santos que tenemos en común siga uniendo a nuestras dos poblaciones desde la humildad, el respeto y la sencillez”, explicaba Hipólito.

Almodóvar del Campo revive durante la semana entrante la histórica proclamación como doctor de la Iglesia del santo paisano Juan de Ávila :: La misa del jubileo montillano fue oficiada por los sacerdotes de Almodóvar del Campo La peregrinación se iniciaría en el Palacio de los Llanos, donde se contempló el video introductorio al jubileo montillano. Después se caminó hasta el Monasterio de Santa Clara y ya en la casa que habitó hasta la muerte san Juan de Ávila, se pudieron revivir momentos de su biografía a través de las diferentes estancias que se conservan, guiados por Francisco Almedina. Por último, en la basílica de la Encarnación, hacia la una de la tarde, los sacerdotes expedicionarios oficiarían para el resto de la delegación la misa del peregrino.

Un viaje en el que también tuvieron ocasión de saludar a Juan Antonio Lozano, rector del Centro Diocesano ‘San Juan de Ávila y que, en una vertiente lúdica, concluiría en las prestigiosas Bodegas Alvear, donde pudieron tomar un vino de la denominación de origen Montilla-Moriles.

Almodóvar del Campo revive durante la semana entrante la histórica proclamación como doctor de la Iglesia del santo paisano Juan de Ávila :: La delegación almodovareña, en la basílica de la Encarnación, donde reposan los restos del santo doctor Por último, Paqui Hipólito quiere resaltar y agradecer el papel que en Almodóvar del Campo están teniendo todas y cada una de las hermandades de la ciudad en este acontecimiento de año jubilar que, por vez primera celebra en toda su historia la Diócesis ciudadrealeña. “Todas se están volcando en cuantas celebraciones acontecen, organizando sus propias peregrinaciones que, como digo, nos están permitiendo a los vecinos disfrutar y conocer como pocas veces antes a nuestro san Juan de Ávila”, señala la presidenta del colectivo cofrade que lleva los nombres de los santos y que también tiene un emotivo agradecimiento para aquellos vecinos que hacen las veces de guías de una manera desinteresada y con gran implicación personal y entusiasmo.