Padre Lucio del BurgoEl mayor de tres hermanos, nace en Almodóvar del Campo, hijo de Lucio y Evarista, sus hermanos Rafael y Carmen.

Realiza sus estudios en el colegio Maestro Ávila y Santa Teresa de esta Ciudad.

A los dieciocho años se traslada a Segovia donde realiza su primer año de noviciado. Más tarde marcha a Ávila donde estudia filosofía durante tres años. A continuación realiza sus estudios de teología en Roma, donde concluye su formación sacerdotal para ser ordenado sacerdote en la Iglesia de esta Facultad.

Al regresar de Roma, su destino fue, primero cuatro años en Ávila y diez en Salamanca; después marcharía a  América, donde ha estado veintidós años; dos años en República Dominicana y veinte en Estados Unidos.

P.- Después de veinte años en Estados Unidos, ¿Lucio piensa en Inglés?

R.- Yo creo que se piensa, según es la lengua nativa. Por más que sepas inglés. Digamos que la lengua nativa es muy fuerte. A veces ocurre que, quieres expresar un pensamiento en tu propia lengua y te viene la otra.

Llevo veinte años en Estados Unidos y estoy muy a gusto y muy bien y lo que hago me gusta. Yo creo que, llegado cierto tiempo ya, es bueno volver a casa.

La cultura Americana yo la he asimilado muy bien. A mi me encanta el idioma. Yo empecé a estudiar inglés aquí en España, incluso estuve en  Londres dos veranos. A veces me preguntaban por qué ese interés por aprender. Mi respuesta era,  porque me gusta. Siempre he tenido yo una pasión por el inglés, incluso de niño cuando estaba aquí en el colegio de los Carmelitas. Yo estudié francés, como la mayoría de la gente. Yo recuerdo que los que estudiaban  inglés era un número muy reducido y quien daba clase de inglés era el Padre Ludovico.

Yo estudié ingles, no para prepararme para este destino, ni para nada en concreto, sino porque realmente me gustaba, me había gustado siempre.

P.- Nos has comentado que te gusta la cultura americana. ¿Cuando hablas  de ella te refieres a la fusión de culturas de norteamericanos con hispanos?

R.- Cuando yo hablo de la cultura Americana, no me refiero al saber, a conocimientos, sino la manera de ser de la gente; el trato, la manera de pensar, la ideología, la filosofía de la vida… La cultura americana es una cultura práctica, es una cultura… es patriótica. Qué cosa más curiosa. Se sienten más americanos que nosotros españoles. El tremendo respeto cuando se canta el himno. En pie con la mano en el pecho;  cierran los ojos con un recogimiento…  casi se podría decir que es una oración. Independientemente  que sean de Alaska  o del sur de La Florida. Un país tan grande con tanta diversidad.  El sentirse unido les hace fuertes.

P.- Qué diferencias encuentras entre la enseñanza Europea y Americana.

R.- Yo estudié aquí en Europa, pero luego después, cuando llegué allí, tuve que estudiar bastante el inglés y he colaborado también dando clase en un instituto de pastoral, en el sur de La Florida y realmente el enseñar en Estados Unidos me ha dado una nueva perspectiva en el sentido de que en Europa se sabe mucho, pero yo creo que falta un poco de pedagogía;  a la hora por ejemplo,  de la asignatura de ingles.  Vas a cualquier instituto en España y ves que estudian una cantidad de gramática  inglesa, mucho más que en los institutos de Estados Unidos, pero luego nos cuesta muchísimo decir un par de palabras en inglés.

Su enseñanza es práctica en todas sus facetas

P.- ¿Cómo es el Emigrante en Estados Unidos. Cómo se adapta a la cultura Americana?

R.- El individuo que llega tiene que aprender las costumbres de la tierra donde va a vivir. La lengua, cómo no, y respetar la cultura del lugar. Pero no pierde su propia identidad. Yo creo que en esto han ayudado mucho las Iglesias y en especial la Iglesia Católica. Su papel ha sido muy significativo. Por ejemplo en Estados Unidos, se ofician misas, en no sé cuantos idiomas. Los idiomas principales son el inglés y el español, pero también se ofician en italiano en chino.

Leí que en el Estado de Nueva York se oficia la misa católica en ciento veintitantos idiomas. ¿Qué quiere decir esto? quiere decir que la Iglesia católica ha apostado por una realidad y es que, para predicar el evangelio, se ha encarnado en todas las culturas. Lo cual a mi me parece una cosa muy buena.

Yo creo, que es una gran lección para Europa. Cada vez recibimos más emigrantes, por lo que vamos a tener la necesidad de aprender otros idiomas, para comunicarnos con ellos. Es muy agradable cuando vas a un sitio, y a lo mejor no saben español, pero te dicen alguna palabra, alguna frase, y tú ves que se esfuerzan por tener esa cercanía.

Todo lo contrario de lo que me comentaba una persona que había estado en una parroquia y la mayoría eran cubanas, hablándole de una persona americana: “¡Te puedes creer que llevamos cuarenta años juntos y no se ha molestado en aprender una palabra de español!”. Y eso es muy duro, muy duro. Eso nos puede pasar en España, que llevamos conviviendo, no sé con cuantos pueblos un montón de años y no hemos sido capaces de aprender una palabra.

P.- ¿La Iglesia Católica en América es más didáctica que en Europa?

R.- En general la Iglesia en América suele ser más práctica y pedagógica, sí que es cierto. No cabe la menor duda. En la cuestión de las homilías, en la Eucaristía. Alguna vez lo he comentado con algún compañero español. Hemos comentado: en España sabemos mucho, pero realmente no sabemos trasmitirlo.

El ciudadano americano es muy vivo, acoge en sí muchísimos movimientos, muchísimas iniciativas. Algunas iniciativas son muy novedosas; por ejemplo, yo nunca he visto en España ningún grupo que sea para divorciados y mucho menos para un grupo de homosexuales, dentro de la Iglesia; que atiende grupos de divorciados y grupos de homosexuales. Porque son gente creyente que quiere practicar su fe; que no quiere decir que la Iglesia permita los matrimonios homosexuales ni cosas así.

Hablando de matrimonios homosexuales, en las últimas elecciones, en Estados Unidos. En el estado de La Florida, junto con la elección del presidente, porque te dan una lista así de cosas para votar, se votó en La Florida, no en todos los Estados. Se votó si se admitía el matrimonio entre homosexual y entre  lesbianas y salió que no. Los ciudadanos lo votaron y salió que no.

Otra cosa muy característica en la Iglesia Católica en Estados Unidos, hablando de movimientos es que todos los años, hay miles de personas que piden entrar a formar parte de la Iglesia Católica, de personas adultas, vienen o bien de otras religiones, o bien de que en sus países no han tenido la oportunidad de los sacramentos; llegan a Estados Unidos y han descubierto la fe y entonces se están preparando para el bautismo, ya son personas de treinta o cuarenta años; recibir la comunión, si son personas casadas, recibir el sacramento del matrimonio.

Entonces hay   una serie de años preparando a esas personas. Ese movimiento es muy fuerte. En concreto yo la diócesis que conozco es la de Miami y en concreto son varios miles todos los años.

Padre Lucio del Burgo P.- Los creyentes tienen menos pudor a reconocer abiertamente que lo son. A menudo vemos a famosos  actores cómo en los medios de comunicación manifiestan abiertamente y orgullosos que pertenecen a esta u otra religión.

R.- Allí es muy común y no lo ocultan, todo lo contrario, incluso el que se ría uno públicamente de otras religiones desdice mucho de la persona, denota una intolerancia. Este movimiento que ha habido aquí en España de los autobuses urbanos, donde ponía “Dios no existe” y cosas parecidas.

Eso en Estados Unidos no lo he visto; sí hubo alguna vez y me extrañó ver algún camioncito pequeño, algún vehiculo privado, anunciando la página de los ateos, pero no era una cosa publica, no era un autobús.

Incluso es muy frecuente ver en coches privados, en la parte de atrás,  pegatinas, es muy frecuente comprar pegatinas religiosas para el coche. Por ejemplo es frecuente ver una pegatina que diga: “reza el rosario”. En contra del aborto. También ves muchas a favor de la Oración; otra: “Dios es mi conductor”, ver esto es muy frecuente.

P.- ¿Cómo es la relación Iglesia Estado en Estados Unidos?

R.- En Estados Unidos los conceptos Estado- Iglesia, han estado siempre muy diferenciados, pero no quiere decir que el Estado fomente el ateismo o fomente ir contra las Iglesias. No, el Estado ha sido siempre respetuoso con todas las confesiones. Esa laicidad que dicen no es para ir en contra de la religión, sino para respetar todas las religiones, sea la que sea; y eso es bueno, porque cuando ha habido persecuciones religiosas en Europa, donde se  han refugiado ha sido en Estados Unidos, tanto judíos, como musulmanes; cristianos, cristianos ortodoxos, católicos, todas, todas. Todos han sido acogidos.

Yo aquí publiqué, aunque tengo muchísimos más datos, la toma de posesión de Obama que realmente oí como se invocó allí las creencias con un respeto profundo y oí como se invocaba el nombre de Jesús. Y Jesús, lo dijo no se en cuantas lenguas, Obama.

Es muy frecuente terminar el discurso del presidente, diciendo “Dios los bendiga” o “Dios bendiga a América”

El pueblo Americano es un pueblo profundamente religioso.

P.- Hoy se quiere dar la imagen, sobre todos en algunos medios de comunicación como en algunas cadenas de televisión, que lo de ser creyente es para gente ignorante o poblaciones de países pobres, porque como no tienen nada, se consuelan pensando que existe  Dios.

R.- Un pueblo es religioso porque es pobre y entonces busca una compensación en Dios de sus carencias y hay gente que tiene esa concepción o que quiere hacernos creer esta idea. Pero choca en su planteamiento esa tesis, al encontrarse con lo que ocurre en Estados Unidos. Se les hace añicos. Les molesta ver esta realidad, ver que los americanos sean tan religiosos, siendo uno de los países más ricos del mundo.

P.- En Estados Unidos, donde conviven tantas religiones, cómo es la relación entre las distintas Iglesias.

R.- La Biblia es un libro muy venerado. Antes, la Iglesia Católica era la de los sacramentos y la protestante, la luterana y la evangélica la de la Biblia. Después del Concilio Vaticano II han llegado a una comprensión mayor y entonces, qué es lo que ocurre, que la Iglesia Católica ha tenido más contacto y más conocimiento de la Palabra de Dios, y las otras Iglesias han tenido más profundización de lo que son los sacramentos. Digámoslo así, por el ecumenismo, por el contacto con otras Iglesias, por el encuentro que hay entre las distintas iglesias, que es un encuentro muy agradable, muy interesante el acercamiento que hay en todas las iglesias.

Yo he predicado en la iglesia Anglicana sobre San Juan de la Cruz. Allí había católicos, había de la iglesia anglicana, de otras iglesias.

Después del Concilio Vaticano II vino este acercamiento de unas iglesias a otras, por ejemplo, la iglesia episcopal, que es la iglesia Anglicana de Estados Unidos y otras iglesias han llegado a una conciencia mayor de los sacramentos.
Antes la iglesia Episcopal no celebraba la eucaristía todos los domingos. Tenía servicios religiosos, pero no era eucaristía; en el momento actual, tienen eucaristía por ese acercamiento de iglesias.

Hoy las grandes iglesias en Estados Unidos, como son la iglesia católica, la iglesia episcopal y la iglesia Luterana, la iglesia protestante, la evangélica, están leyendo todos los domingos las mismas lecturas.

_______________________________________


Después de estos veinte años en Estados Unidos, de labor muy interesante a la vez que muy activa, Lucio, este religioso Carmelita, regresa a su casa, a su tierra, a su España, a Ávila. Donde sin duda continuará entre nosotros con esta hermosa tarea a la que ha dedicado su vida entera.

Esta vez, seremos nosotros los afortunados de contar con su presencia cercana, aunque lo sentimos por los americanos, ya nos tocaba a nosotros ser los afortunados.

Desde esta entrevista le trasmitimos el cariño de  su pueblo, Almodóvar del Campo .